Han pasado ya un par de meses desde la primera tira, pero es lo que tiene cuando el jefe no te paga, que te vuelves cómodo.

Para la próxima (antes de dos meses, palabrita) le damos cera al autor español, que le va tocando.

Pincha en la imagen para agrandar